Kit cerveza DIY

Departamento: Kit para hacer cerveza
Código del producto: ABP0105
Producto disponible
Lo sentimos, por este pedido recibirá un presupuesto para los gastos de envío
Cant € 66,00
Añadir al carrito
Descripción

KIT DE FERMENTACIÓN CERVEZA VERSION LUJO

Con un solo tarro de malta puedes producir en casa hasta 23 litros de cerveza de alta calidad!

El kit incluye los accesorios siguientes:

  1. Nr. 1 Recipiente de plástico de 33 L para la fermentación
  2. Nr. 1 Recipiente de plástico de 33 L para preparar la bebida para el embotellado
  3. Nr. 1 Válvula para fermentación
  4. Nr. 1 Grifo completo con tubo rígido anti-espuma
  5. Nr. 1 Termómetro
  6. Nr. 1 Paleta de plástico para mezclar los ingredientes
  7. Nr. 1 Confección de Metabisulfito de Potasio para esterilizar los accesorios
  8. Nr. 1 Densímetro con probeta, para controlar a fermentación acabada
  9. Nr. 1 Tubo rígido trasvasador para embotellar con facilidad
  10. Nr. 1 Cepillo para lavar las botellas
  11. Nr. 1 Tapadora a dos palancas para tapas corona
  12. Nr. 1 Confección de 100 tapas corona
  13. Nr. 1 Dosador de azúcar para botellas a tres medidas
  14. Nr. 1 Manual de instrucciones

 

 

CÓMO ELABORAR CERVEZA:

 

PREPARACIÓN DEL MOSTO
La malta contenida en la lata se vierte en el recipiente y se mezcla con 1 kg de azúcar y la adición de agua; así se crea el mosto.

 

ACTIVACIÓN DE LA FERMENTACIÓN
La fermentación se inicia añadiendo levadura viva al mosto. La fermentación se inicia a una temperatura de entre 22° y 32° y se completa por término medio en unos 7-8 días.

 

FERMENTACIÓN
Es el proceso químico natural que desde hace miles de años, gracias a la acción de la levadura, permite la transformación del azúcar en dióxido de carbono y alcohol etílico, produciendo el típico burbujeo del mosto. Compruebe el final de la fermentación con un instrumento especial: el densímetro.

 

SECADO
Es la fase que permite aislar la cerveza joven de los residuos de fermentación que se encuentran en el fondo del recipiente.

 

REFERMENTACIÓN
Tras el trasiego es necesario añadir a la cerveza otros 180 g de azúcar disuelto en agua caliente que se mezclará con la cerveza para iniciar la maduración final que tendrá lugar directamente en la botella.

 

BOTELLA
Lave y escurra cuidadosamente las botellas y todos los accesorios que utilizará para el embotellado, esterilizándolos con metabisulfito de potasio, y luego con un decantador especial proceda a llenar y cerrar herméticamente las botellas.

 

MADURACIÓN
Su cerveza ya estará lista para ser disfrutada quince días después del embotellado; sin embargo, es aconsejable dejarla madurar en un lugar fresco y con poca luz durante otras 4-6 semanas para poder apreciar todo su sabor.

 

 

 

 

 

 

Descripción técnica

Kit cerveza DIY

Productos relacionados